la virgen de la cuesta

cuando la primera oleada de moros entró en las tierras de esta piel de toro, se dio una curiosidad en muchos lugares: teniendo un miedo exacerbado al demonio personificado en los de la media luna, en muchas tierras se escondieron tallas, sobre todo de vírgenes. ¡no era cuestión de que estas advocaciones fueran a dar a  manos de esos herejes! el tiempo pasó. es lo que suele seceder. y cuando el tiempo avanza, acaece el olvido. de esta manera, muchas tallas permanecieron ocultas en los lugares más inesperados: en el tronco de un árbol, en el hueco de una roca, eetc. pero hubo un instante en el que las hordas de esos malditos de la media luna fueron escupidos hacia el sur por mor del avance de las tropas cristianas, las verdaderas en la fe. claro, muchos lugares fueron de nuevo ocupados por los cristianos. y por esas cosas  de algún ángel o de la misma virgen bien aquel o esta, sabiendo que  una talla determinada estaba escondida en tal lugar, sabiendo que estaba con la tristeza enquistada en su madera, lo que hacían era aparecerse a un lugareño cualquiera. le contaba la entidad celeste al lugareño que fuera a tal lugar y que rescatara a la virgen…claro, el lugareño nunca decía que no, o casi nunca. y como siempre aparecía la talla de la virgen olvidada, a continuación, tal talla, y a modo de recompensa, se dedicaba a hacer milagros por medio del aldeano que la había encontrado. de esta manera, poco más o menos, apareció  LA VIRGEN DE LA CUESTA DE MI PEUBLO. lo malo es que nunca he sabido de sus milagros.

más en lo de judith

Anuncios
de julianoelapostata56

21 comentarios el “la virgen de la cuesta

  1. Jajaja muy agudo Juliano.

    Es que si te toca ser la virgen “de la cuesta” hacer milagros debe de ser mucho más difícil que si se es la virgen de las “vacas gordas”, por ejemplo (que así cualquiera, por otra parte).

    Un abrazo.

  2. Hola !!
    Pues el mundo esta lleno de vírgenes y santas, vaya uno a ver cual te hace el mejor milagro, tal vez encontremos el 2 x 1 jajaja!!
    Muy bueno, gracias por participar!!
    Besos

  3. Como dice el tango: cuesta abajo en mi rodada….
    Paciencia, con las santas, hay que tener paciencia. Una historia a tono con la prouesta y con aquellos tiempos.

    un abrazo

  4. Todo es cuestión de fe, pero eso ya es cosa de cada uno. Yo tengo mucho respeto y devoción a la Virgen de mi pueblo que, por cierto, es preciosa. Un beso.

  5. Hay en mi tierra una leyenda muy parecida con La Mare de Deu del Lledó, que se la encontró un labrador mientras labraba el campo. Yendo de camino a la Basílica del Lledó, hay un paseo en el cual está el labrador y un par de bueyes en mármol. Son historias que adornan esta piel de toro.

    Un abrazo

  6. Una imagen para cada pueblo, todas rodeadas de muchas historias, por aquí tambien las hay, he estado leyendo alguna parecida a la que hoy nos cuentas.
    Un abrazo Gus.

  7. Ese es el verdadero origen de las vírgenes aparecidas, lo de los milagros entra a formar parte de la fe de cada cual.

  8. ahhhhhhhhh…pero qué linda historia y qué bien nos la cuentas, Gus!…tu estilo tan descarnado hoy nos ha llevado hasta otros tiempos en los que el miedo al diferente fue sembrando estas leyendas…el giro final matando la trama de milagros prometidos es también muy tuyo! ajajaj
    Un abrazo

  9. O sea que tu virgen de la cuesta hace milagros pero no sabemos cuáles!! estoy de acuerdo con Tony, es mucho más difícil hacer milagros estando en la cuesta!
    Muy bueno, apóstata!
    Tres besos que hace mucho que no te visito!

  10. Sucedieron otros casos parecidos en otros pueblos, y las pobres gentes seguro que se acercaban para que resolviera sus males.
    Una historia muy bien explicada
    Un abrazo

  11. Conozco numerosos casos de vírgenes encontradas en troncos de árboles, cuando no enterradas a poca profundidad. Milagrosos hallazgos muy oportunos que propician la religiosidad popular.
    Un fuerte abrazo.

  12. Desconocía el matiz, pero es lógico y verosímil. Otra cosa muy distinta es que transcendiera en la forma que lo hizo, fomentando la estupidez popular.
    Pero había que sumar méritos, de esta forma siempre había una virgen a la que adorar, una Iglesia que hacer o unos curas a los que enriquecer.

    Abrazos

  13. A las vírgenes, se les hace cada vez mas “cuesta arriba” lo de los milagros. Pero no desesperes, algún pícaro habrá que se invente alguno y … !a vivir del cuento!.
    Un abrazo.

  14. Interesante leyenda, con ese toque histórico y de creencias varias, temores y fe. En cuanto a milagros, creo que hasta los más escépticos guardan algún hilo de fe depositado en algo, tenga la forma o el material que sea, tal vez me equivoque, pero subir cuestas, o bajar pendientes, son tareas que necesitan de algún modo, algo a lo que sujetarse, más no sea para no decaer.
    Besos! Buen fin de semana!
    Gaby*

  15. Quiza sea hora de que subas la cuesta y visites a tu virgen para que arregle el deshaguisado en que se ha convertido nuestra piel de toro. Al menos nos deshogamos… ¿ Pero y si nos escucha ?
    ¿ Seria una leyenda urbana tambien ? Me voy llena de dudas, pero con un regusto de la que ha disfrutado con tu relato.
    Besos querido maragato.

  16. Es muy común esa leyenda. Por aquí por Andalucía en casi todos los pueblos hay una de esas. A la gente le gusta y de paso se arma una feria anual para su conmemoración. Besitos Gusete.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s